Ahorrar e invertir

Estoy llena de deudas, ¿qué hago?

estoy-llena-de-deudasConsejos para que Lindsay Lohan salga de deudas… que pueden funcionarte a ti también

Comprendo tu dolor, Lindsay. Yo he estado hasta el cuello con una deuda en mis tarjetas de crédito.No, contrario a lo que hizo el Dr. Drew Pinsky, yo no voy a poner drogas en tu carro para inculparte. Dr. Pinsky, ¿acaso el violar la ley no viola también su juramento hipocrático?

Después de perder mi matrimonio, mi negocio y mi salud, tenía 88 mil dólares de deuda corporativa en la tarjeta de crédito por mi empresa (y parecían 600 mil en ese tiempo). Te presento algunas herramientas que te ayudarán a ti y a cualquiera a salir de las deudas en tarjeta de crédito. Esto funcionó para mí, y otros millones como yo. Pueden servirte a ti.

3.- No lo enfrentes sola

Lindsay, no estás sola. Hay estudios que demuestran que, actualmente, 58 millones de estadounidenses no están pagando sus cuentas a tiempo. Consigue apoyo profesional mientras reinventas tus hábitos (no, el Dr. Pinsky tampoco está en mi lista). Sí, vas a tener que cambiar algunos hábitos. No es fácil. Yo puedo rezar por que alguien vea lo bueno que hay en ti, más allá de tu comportamiento actual.

2.- Usa el papel

No te va a gustar esta, pero funciona. Simplemente, cambia del plástico al dinero de papel. Un estudio conjunto de la Universidad de Nueva York y la de Maryland, encontró que cuando los consumidores cambian las tarjetas de crédito por efectivo gastan 30% menos automáticamente. Estos estudios muestran que hay una reacción visceral que no tenemos cuando pagamos con plástico. Esa es la razón por la que te hacen cambiar tu dinero por fichas en las Vegas. Las tarjetas de crédito usan esto en su beneficio.

3.- Contrólate

Este tampoco te va a gustar. Haz un presupuesto. Pon el dinero para cada categoría de presupuesto en sobres. Comida, gasolina, entretenimiento, ropa, zapatos, etc. Yo hice esto. Es muy sencillo y funciona. De mi propia experiencia, una vez que llegas a las monedas de cobre (se llaman centavos por si se te olvidó) en uno de los sobres, estarás muy motivada para salir y ganar algo de dinero. Muy motivada.

4.- Toma el teléfono

Antes de hacer un gasto fuerte, pide un descuento. Seguro, tú eres Lindsay Lohan, pero sé que este tip funciona para el resto de nosotras. Un cliente de los Ángeles consiguió que su tratamiento dental le saliera en 550 dólares en lugar de 850, simplemente por llamar, explicar sus circunstancias y pedir un descuento por ser cliente desde hace tiempo. He escuchado muchos casos de personas que piden una reducción en la renta… y la consiguen. Llama a tu casero… y avísame qué pasa.

5.- Busca ayuda professional

Si estás hasta la coronilla de deudas, puedes buscar ayuda. La asesoría crediticia te ayudará a hacer presupuestos y disminuir tus tasas de interés. Apuesto a que las compañías que se dedican a dar este tipo de asesoría ya te están llamando. Lindsay, escucha… porque esto es un secreto muy bien guardado.

Lo que la mayoría de los consumidores no saben es que estas empresas asesoras de crédito, “sin fines de lucro”, son de hecho fundadas por las propias compañías crediticias. No trabajan para ti… trabajan para los negocios de tarjeta de crédito. Yo logré un acuerdo con la compañía para recortar mi deuda a la mitad. Esto me permitió evitar la bancarrota y me dio un tiempo razonable para pagar la deuda que generó mi negocio. Infórmate y ve qué podría funcionarte mejor. Yo estoy aquí para ayudarte. Si esto funcionó para mí, puede funcionar para ti.

¿Estás sufriendo con las deudas en tu tarjeta de crédito? Cuéntame tu historia.

 

Escrito por: Eli Davidson

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*